El triunfo del producto Red Bull


La temporada más emocionante de la Fórmula 1 coronó a Sebastian Vettel como Campeón del mundo. El alemán, que llegaba como el tapado a la última carrera, se puso líder por primera vez cuando más importa, en el instante final. El alemán no ha olvidado sus inicios y llevaba en el sotocasco escrito “Monza”, el lugar en el que comenzó su idilio con Toro Rosso, con una victoria que le catapultó al equipo que le ha dado el título de campeón.

Hoy termina el mejor año para el motor español, al menos el del motociclismo, y empieza la andadura de Tres Ruedas.

Gran Premio de Abu Dabi de Fórmula 1 2010:

La salida de Fernando fue conservadora. Cuando vio que no iba a ser tercero, prefirió dejar pasar a Button antes que sufrir un incidente que le dejara fuera de carrera. La tensión aumentó con el choque de Liuzzi con Schumacher, que reconoció que fue culpa suya, y la salida del Safety Car. Alonso era cuarto, con un quinto puesto el Mundial era para Vettel. Después de todo lo que se habló de las normas de equipo, ahora un adelantamiento de Webber a Alonso daba el Mundial a Vettel. La reanudación podría haber supuesto que Webber adelantara al español y diera el liderato virtual al otro piloto de Red Bull, pero Alonso consiguió mantener la posición.

El australiano de Red Bull salió pegadísimo a Alonso y estuvo durante varias vueltas tras el de Ferrari. Un semitoque con el muro fue la señal de que Webber no estaba preparado para el reto que suponía jugarse el Mundial en la última carrera. Poco a poco fue perdiendo tiempo y sorprendió a su equipo con una parada inesperada en la vuelta 13. Se cruzó en la salida del pit lane y salió detrás de Alguersuari, el decimosexto. El de Toro Rosso supo aguantarle durante unas vueltas en las que surgió la esperanza de que Massa hiciera de tapón y ayudara por fin a Alonso, pero todo se desvaneció en segundos.

En Ferrari, viendo la velocidad de Webber con los nuevos neumáticos (1.45 bajos, por los 1.46 medios del resto) hicieron entrar a Fernando en la vuelta 16, con la suerte de que salió por delante de Webber. A pesar de todo, Petrov y Rosberg habían entrado con el Safety Car y estaban por delante de ambos. La ganancia era pérdida también, como se demostraría con el freno que supuso el Renault de Petrov para las aspiraciones de Alonso.

Petrov funcionó de tapón para Alonso, que le había recortado casi un segundo por vuelta en los tres giros anteriores hasta que le alcanzó el asturiano. El Mundial estaba perdido en ese momento y en el equipo lo sabían: “es crítico, sabemos que estás haciéndolo lo mejor posible, pero debes adelantarlo”. Los nervios le pudieron a Alonso, que se salió de pista intentando sobrepasar a Petrov.

La intención de que Vettel parara tarde (“vamos a ir un poco más largos, cuida los neumáticos”) se quebró cuando entró Hamilton en boxes, alrededor de la vuelta 20. En la cabeza, Vettel copió la estrategia de los McLaren, terminó su parada por delante de Hamilton y salió sin tráfico. Christian Horner aplaudía la parada que podía darles el Mundial. Alonso, mientras, era undécimo, por detrás de cinco pilotos que tenían que parar todavía y que previsiblemente saldrían por detrás de él. La hipotética sexta posición le dejaba a dos puntos de un título en el que nadie, excepto los jefes de Red Bull, confiaba.

El Safety Car de Schumacher se mostró clave durante la carrera. La entrada en boxes de pilotos como Rosberg o Petrov complicó las opciones de Alonso, preso de una estrategia equivocada de Ferrari, que quiso cubrir a Webber cuando el rival era ya Vettel. Renault, con Kubica parando a Hamilton y Petrov frenando a Alonso, ayudaba a conseguir que un piloto con un motor suyo se acercase al Mundial.

Fernando no podía con Petrov aunque necesitaba pasar al ruso y a otro más. Con Vettel primero tras las paradas de Hulkenberg, Buemi y Button. A Fernando le pedían que usara lo mejor de su talento, pero ya lo había utilizado todo contra Petrov. Para Vettel, los únicos problemas eran con la radio.

Cuando ya todos los pilotos habían pasado por boxes a cambiar neumáticos, Alonso estaba el séptimo en la carrera y Vettel era campeón virtual por cuatro puntos. El tercero en discordia, el tapado, a quien el jueves le preguntaban si se dejaría pasar por Webber en la carrera si el australiano tenía opciones de vencer el Mundial, iba directo al título. Un Vettel que no había liderado el campeonato en todo el año y que iba a arrebatar el récord de precocidad a Hamilton. El inglés venció su primer mundial con 23 años y 300 días, por los 23 años y 134 días de Vettel.

El máximo exponente de la factoría de jóvenes pilotos de Red Bull, que dio el primer triunfo a la marca cuando se desfogaba todavía con el Toro Rosso en Monza, en 2008, que terminó segundo el año pasado, se llevaba el Mundial por delante del Ferrari de Alonso y de su compañero Mark Webber. El monoplaza dibujado cuidadosamente por Adrian Newey por fin se llevaba el trofeo más importante, el de pilotos, una semana después de conseguir el de constructores. Helmut Marko, principal valedor del programa de jóvenes pilotos de Red Bull, subía al podio con el primero de sus productos, con el piloto alemán que está llamado a ser el sucesor de Schumacher.

Reacciones:

Fernando Alonso: “Salió al revés, la salida nos ayudaba que saliera Hamilton bien, pero Vettel salió mejor. Nos encontramos con tráfico al volver de parar para cubrir a Webber, Renault tenía una velocidad punta increíble hoy y no he podido adelantarle. La decisión de copiar la estrategia de Webber ha sido de todos, era nuestro rival principal. La sorpresa fue que Petrov y Rosberg habían parado ya. Hacer lo mismo que Button hubiese sido suficiente, pero a posteriori es muy fácil. Llegar aquí así era un punto irreal para nosotros, estamos es una clasificación que no nos esperábamos. Sigue siendo una temporada increíble, ahora quizá es un día triste pero dentro de un par de horas valoraré todo lo hecho. He vuelto a  luchar por Grandes Premios, he superado a Lauda y Fangio en victorias. Tengo dos mundiales, nada que demostrar ahora. Con este equipo, en un mal año, donde tuvimos el tercer coche, estuvimos luchando por el campeonato. A poquito que estemos bien…”.

Sebastian Vettel: “Siempre he seguido creyendo en mí mismo, hoy ha sido un día especial, he intentado no pensar en nada, intentar ganar esta carrera. El coche ha estado fenomenal, Lewis se ha acercado cuando tenía ‘graining’, pero luego me he vuelto a escapar y he abierto el margen con él. No sabía nada hasta que crucé la línea de meta, porque mi ingeniero de carrera me daba consejos pero no me decía nada. Hasta que no ha acabado no me han dicho que había ganado el Mundial. Ganar el campeonato en la última carrera es increíble”.

.

Vicente Vila Madrazo

Anuncios

Una respuesta a “El triunfo del producto Red Bull

  1. Ya solo me queda averiguar qué es graining 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s